Eréndira Guzmán Salas, asistente editorial en la Coordinación de Obras para Niños y Jóvenes y Formación Lectora de Fondo de Cultura Económica

Joseline Recoder, Responsable de comunicación de Un paseo por los libros
7 marzo, 2018
Miriam Martínez Garza, Editora independiente de libros infantiles y de interés general; ha trabajado en FCE y Conaculta. Actualmente desarrolla proyectos con diferentes editoriales.
7 marzo, 2018

Eréndira Guzmán Salas, asistente editorial en la Coordinación de Obras para Niños y Jóvenes y Formación Lectora de Fondo de Cultura Económica

La marca indeleble

Alicia Molina

Ilustraciones de Carlos Vélez

Las primeras páginas de La marca indeleble bastan para darse cuenta de que no nos encontramos con un cuento de hadas más; si bien Alicia Molina toma los elementos de este subgénero para entramar su historia, pronto comprendemos que el relato y sus personajes se encaminan al desarrollo de una capacidad muy especial: la aprehensión del conocimiento, tanto del mundo como de sí mismos. Así, la autora logra no solamente escribir una historia que cautiva, con la ayuda de las ilustraciones de Carlos Vélez, la atención de los pequeños lectores, sino que además siembra con ella la inquietud del descubrimiento.

El bosque dentro de mí

Adolfo Serra

Abrir las páginas de El bosque dentro de mí es dejarse llevar por las extraordinarias ilustraciones de Adolfo Serra hacia un viaje profundo que nos permite descubrir nuestro propio reflejo. A partir de sus peculiares personajes, el lector es conducido por diferentes escenarios en los que irá desarrollando su propia historia. Es, pues, una obra de recursos tan vastos que se vuelve inagotable.

Por el color del trigo

Toño Malpica

Ilustraciones de Iban Barrenetxea

Esta obra no sólo es indispensable para los fieles amantes de El principito, sino también para todos aquellos que tienen un mejor amigo en el mundo. En Por el color del trigo, Toño Malpica hace un homenaje a Antoine de Saint-Exupéry por medio de una biografía tan bellamente escrita que, sin duda, remite a la obra del célebre escritor francés. Así, el estilo de la prosa y las eminentes ilustraciones de Iban Barrenetxea logran crear un libro tan entrañable como éste.